¿Pueden los amigos ser cofundadores exitosos?

Antes de comenzar una empresa con su Bestie, hay algunas cosas que debe considerar.

Resumen:

Fundar juntos una startup puede poner a prueba incluso la amistad más fuerte. Las páginas de la historia de las startups están llenas de asociaciones desgarradas en el difícil camino hacia el éxito. Si estás fundando una startup con un amigo, hay algunas cosas que debes considerar.

  • Cuando encuentras a alguien como tú, es natural gravitar hacia él y confiar en él como un compañero de pensamiento para tus ideas más cercanas y queridas. La confianza y la cercanía que compartes también dan como resultado un sentido compartido de compromiso o responsabilidad. Sin embargo, el riesgo radica en que un amigo desarrolle una dependencia extrema en el otro. Estas situaciones pueden afectar los procesos de toma de decisiones eficientes o la rutina diaria.
  • Es raro que una sola persona domine todas las habilidades necesarias para fundar una startup, por lo que emparejarse con amigos puede ampliar el conjunto de habilidades de la empresa. Reconoce las habilidades que aporta tu amigo, pero también reconoce sus limitaciones. Contrata por lo que les falta.
  • Si bien tú y tus amigos pueden empezar en el mismo punto con sueños e ideas similares, rápidamente descubrirás que aventurarse juntos conlleva muchos desafíos que afectan a las relaciones. Tendrás que lidiar con problemas que no has tratado antes, estar en situaciones que aún no has encontrado, experimentar cosas que no has experimentado en tu amistad. Prepárense para superar los problemas sin culparse mutuamente.

Fundar una startup con tu amigo no es raro. Los equipos de poder exitosos, como Sergey Brin y Larry Page de Google, Deepinder Goyal y Pankaj Chaddah de Zomato, y Danielle Weisberg y Carly Zakin de TheSkimm, pueden realmente poner en marcha esa fantasía de «amigos inteligentes y quebrados que se proponen cambiar el mundo».

Hay algo poético en la historia de dos amigos que persiguen un sueño, pasan horas en su garaje (o en su sofá) desarrollando el producto perfecto y haciéndolo grande.

Pero la realidad suele ser más compleja que la imagen, y casi todos los aspectos de esa amistad inicial se ponen a prueba. Las páginas de la historia de las startups están llenas de asociaciones desgarrado en el difícil camino hacia el éxito.

Si estás planeando iniciar una nueva empresa junto a tu brillante amigo, hay algunas cosas importantes que debes considerar antes de entrar en el negocio.

Arranque de pájaros del mismo plumaje juntos.

Tómate un minuto para pensar en lo que hace que alguien sea amigo. Los valores compartidos, los intereses comunes o las experiencias de vida que se pueden relacionar nos hacen creer que «esta persona es como yo». El parecido nos acerca, nos infunde confianza y respeto mutuos y nos da la sensación de que somos comprendidos y que podemos entender a los demás por igual.

Sergey Brin y Larry Page tuvieron una inquietantemente similar. Ambos nacieron en 1973 y tenían padres que trabajaban en el mundo académico. En su juventud, ambos asistieron a escuelas Montessori y recibieron su licenciatura en ciencias de la computación en universidades de sus estados de origen. Sus caminos finalmente se cruzaron en Stanford, donde ambos estaban cursando el mismo doctorado.

La historia es similar para los fundadores de TheSkimm, Danielle Weisberg y Carly Zakin. Nacida en 1991, la pareja se conoció inicialmente durante un estudio programa en el extranjero en Roma, pero cada uno creció en hogares que priorizaban mantenerse al día con las noticias diarias. Al graduarse, internado en varias de las mismas empresas, aunque en momentos diferentes, y finalmente se volvieron a encontrar cuando cada uno fue contratado como productor de MSNBC.

Cuando encuentras a alguien como tú, es natural gravitar hacia él y confiar en él como un compañero de pensamiento para tus ideas más cercanas y queridas. Conoces y aprecias a esta persona. Compartes intereses o pasiones. Tú y puedes dar fe de ellos. Esta cercanía percibida genera una profunda conexión psicológica, lo que da lugar a un sentido común de compromiso o responsabilidad.

Esto a menudo puede ayudar a los equipos fundadores a encontrar los recursos sentimentales necesarios para superar las exigentes condiciones de las startups en fase inicial: el aumento de los niveles de estrés, el aumento de la ansiedad, la incertidumbre. Sin embargo, el riesgo radica en que un amigo desarrolle una dependencia extrema en el otro. Esto puede suceder cuando un amigo expresa constantemente sus expectativas de ser consultado sobre cada decisión que se tome, o cuando un amigo se siente inseguro (por ejemplo, cuando se presenta ante la junta o antes de las reuniones de financiación) y recurre repetidamente a su socio comercial para calmarlo. Estas situaciones pueden afectar los procesos de toma de decisiones eficientes o la rutina diaria.

Elige a tus amigos por sus habilidades, pero conoce sus limitaciones.

Emprendedor de Silicon Valley y fundador del movimiento Lean start-up Steve Blank argumenta que un equipo fundador de startups debe tener una combinación única de habilidades. Es genial tener compromiso y alguien con quien puedas contar, pero las habilidades tecnológicas, de diseño, de productos y de visión a largo plazo son cruciales para abordar el día a día en constante cambio de una startup.

Es raro que una sola persona domine incluso tres de estas habilidades, por lo que emparejarse con amigos puede ampliar el conjunto de habilidades de la compañía, dependiendo de las habilidades que tu amigo aporte a la mesa. Empieza por reconocer las habilidades de los amigos, pero lo que es más importante, sus limitaciones y acéptalas. Entonces contrata para las demás habilidades que necesitas.

Prepárense para superar los problemas sin culparse mutuamente.

Si bien tú y tus amigos pueden empezar en el mismo punto con sueños e ideas similares, rápidamente descubrirás que aventurarse juntos conlleva muchos desafíos que afectan a las relaciones. Los ejemplos de amistades fundadora que no sobrevivieron a la etapa de inicio son infinitos: Twitter, Facebook, Modern Health, Tinder. La lista sigue y sigue.

Aunque algunas startups sobreviven a las rupturas y prosperan, «No es el equipo adecuado» y «Desarmonía entre equipos/inversores» se clasificaron entre las 10 razones principales de CBI Insights estudio sobre por qué fracasan las startups. Esto subraya la importancia y fragilidad de las relaciones interpersonales cuando se considera una actividad tan acelerada. Además, demuestra que las amistades personales no son un mecanismo a prueba de fallos para fundar startups.

Piénsalo: tendrás que lidiar con problemas que no has tratado antes, estar en situaciones que aún no has encontrado, experimentar cosas que como amigos nunca has experimentado juntos. Los desafíos de las start-up, como el pivote o la financiación, a menudo requieren que los miembros fundadores prioricen el profesionalismo sobre la amistad porque es necesario tener conversaciones difíciles. Esto puede llevar a desacuerdos fundamentales, amenazando tanto a la relación como a la empresa. Su capacidad para apoyarse mutuamente y concentrarse en la solución, sin culparse mutuamente, es clave.

La amistad puede resistir las dificultades cuando los fundadores reconocen que la pregunta más importante que hay que hacer no es: «¿Nuestra amistad es lo suficientemente fuerte como para sostener crisis?» sino más bien «¿Podemos dejar de lado nuestra amistad cuando nos enfrentamos a problemas difíciles?»

Sepa que la amistad cambia inevitablemente.

La dinámica de la amistad cambia con el tiempo, ya sea que trabajen juntos o no. Pero esto puede ser especialmente complicado en una configuración de trabajo. Steve Wozniak, Cofundador de Apple recordó el amigo que le dijo: «’Tienes que conocer a Steve Jobs porque conoce esta electrónica digital… Y le gusta hacer bromas. ‘ Fui un humorista muy divertido toda mi vida… vino, y empezamos a hablar y seguro que nos llevamos bien… y nos convertimos, ya sabes, en los mejores amigos durante mucho tiempo».

Pero las cosas cambiaron cuando Wozniak sintió que Jobs lo desviaba a él y a su equipo. Finalmente dejó Apple porque la base de su amistad había cambiado. Wozniak dijo Guy Kawasaki en su podcast que Jobs quería «ser importante en el mundo, aunque no tenía la formación académica o empresarial, me tenía a mí».

En realidad describió al psicólogo Adam Grant modelo donde las personas son vistas como dadores, tomadores o emparejadores. Si bien Wozniak era un donante definitivo, una persona centrada en lo que los demás quieren, Jobs era más bien un tomador, una persona que prioriza sus propias necesidades.

Los amigos pueden hacer que esta relación funcione siempre y cuando no haya cambios. El que da quiere dar tanto como el que lo toma quiere recibir. Sin embargo, en una realidad de startups en constante cambio, los tomadores se adaptan rápidamente. Simplemente toman de lo que se les da. Los dadores, por otro lado, tienden a darse cuenta (con cierto retraso) de que ya no pueden dar y no reciben suficiente a cambio.

En mi práctica de consultoría, he visto la dificultad que tienen los fundadores dadores para aceptar el hecho de que la relación amistosa que inicialmente habían cambiado. Aquellos que no eran lo suficientemente ágiles se encontraron con el recuerdo de una hermosa amistad, pero sin startup. Sin embargo, aquellos que fueron capaces de aceptar que la relación ha cambiado y no retrocederá en el tiempo, habían hecho con éxito la transición de ser mejores amigos a BCF (mejores cofundadores).

Entonces, ¿pueden los amigos ser cofundadores exitosos? Respuesta corta: Sí, pero hay consideraciones. Fundar una startup es complicado, agotador y desafiante. Tener a alguien que complemente tus habilidades, sea confiado, tan motivado como tú y con quien puedas compartir la carga de trabajo, las dificultades y los éxitos, es genial, pero puede tener un costo cuando no se navega con honestidad y cuidado.

A Henry Ford, quizás uno de los primeros emprendedores de startups de la era moderna, se le atribuye la frase: «Mi mejor amigo es el que saca lo mejor de mí». ¿Puede un fundador pedir algo más valioso que esto?


  • Yariv Ganor is a Startup Psychologist and psychotherapist, specializing in working with startup founders and tech pros. Before “pivoting” to psychology, Yariv was the CMO of several startups and spent 15 years in tech marketing positions.He has an MA in Clinical and Industrial Psychologist, and was a resident at Sheba Medical Center, ranked among the top 10 hospitals in the world. Yariv is also a reserved Lt. Colonel specialized in crisis & extreme-situation management and consults companies requiring crisis management support. He lives in Tel Aviv, Israel, a global startup hub, is married and proudly fathers 3 children.
  • Related Posts
    Sobrevivir a tu nuevo CEO

    Sobrevivir a tu nuevo CEO

    Todo el mundo conoce la facturación en la cima de los medios. Pero la nueva investigación muestra cuán malas son tus posibilidades de mantener tu trabajo.
    Leer más
    El viaje de Nokia del equipo muy unido a la «plataforma ardiente»

    El viaje de Nokia del equipo muy unido a la «plataforma ardiente»

    La nota de "plataforma de quema" del CEO de Nokia Stephen Elop ha estado recibiendo mucha atención hoy. En él, el jefe relativamente nuevo, llegó a Nokia de Microsoft en septiembre, describió los terribles estrechos que enfrentan el fabricante de teléfonos móviles y sugirió que lo único que puede salvarlo sería un salto en [...]
    Leer más
    Cuatro maneras de mirar Twitter

    Cuatro maneras de mirar Twitter

    La visualización de datos es genial. También es cada vez más útil, ya que la vibrante comunidad en línea de los visualizadores de datos (programadores, diseñadores, artistas y estadísticos, a veces en una sola persona) crece y las herramientas para ejecutar sus visiones mejoran. Jeff Clark es parte de esta comunidad. Él, como muchos entusiastas de la visualización de datos, cayó en ella después de [...]
    Leer más
    Abordar los problemas empresariales

    Abordar los problemas empresariales

    Deje de atar el pago al rendimiento La evidencia es abrumadora: no funciona. por Bruno S. Frey y Margit Osterloh marco de tiempo: la próxima semana | Grado de dificultad: Operacionalmente fácil, psicológicamente difícil | Barrera: codicia, teoría económica que hemos hablado de esto desde la fundición financiera. Ahora es el momento de hacerlo: desvincular el rendimiento. El […]
    Leer más
    Para generar confianza, la competencia es clave

    Para generar confianza, la competencia es clave

    En nuestro último blog, discutimos la importancia de la confianza. Es la base de todo lo que haces como líder y gerente. Su capacidad para influir en los demás, que es su tarea fundamental, comienza con la voluntad de las personas a ser influenciada por usted. Y su voluntad comienza con su confianza en ti, su confianza [...]
    Leer más

    Newsletter

    Avanza tu carrera profesional, con el resumen semanal de las publicaciones, un libro de negocio resumido en 10 minutos y entrevistas con líderes de negocio