Eleva tus habilidades de liderazgo y negocios

Súmate a más de 52,000 líderes en 90 empresas mejorando habilidades de estrategia, gestión y negocios.


Nuestros consejos de gestión favoritos de 2022

Nuestros consejos de gestión favoritos de 2022
Nuestros consejos de gestión favoritos de 2022

El boletín de consejos de gestión del día sigue siendo uno de los más populares. En este artículo, enumeramos 10 de nuestros favoritos de 2022, que abarcan temas como cómo convertirse en un líder más integrador, cómo equilibrar las presiones contrapuestas de la compasión y el rendimiento, cómo tomar el control de tu trayectoria profesional, cómo sentirte cómodo con el fracaso, cómo seguir adelante tras un despido y cómo mejorar tus habilidades de comunicación escrita

 

• • •

Promueve el lenguaje inclusivo en tu organización

Las palabras importan y, por desgracia, el vocabulario profesional actual está plagado de términos excluyentes. Para crear una cultura verdaderamente integradora, examina detenidamente cómo utilizan el lenguaje las personas de tu empresa. Por ejemplo, asegúrate de que los responsables de selección y contratación prestan especial atención al lenguaje que utilizan al redactar las descripciones de los puestos de trabajo, para no disuadir inadvertidamente a los candidatos de color, las mujeres, las personas con discapacidad o los candidatos de más edad. Términos comohacker” oninja” no sólo son difíciles de identificar para mucha gente, sino que además son innecesarios porque puedes utilizar alternativas comoprogramador” oingeniero de software”, que son neutras y se entienden mejor. También podrías generar una lista de palabras y frases que estén prohibidas en el desarrollo de productos, el marketing y las comunicaciones externas. Podrían incluir términos comoanciano”,horas-hombre” yloco”, entre otros. También puede ser útil crear una guía de la empresa sobre lenguaje inclusivo. En ella se pueden esbozar consejos y herramientas prácticos y accesibles que puedan ponerse en práctica de inmediato, y no debe ser un manual estático. Asegúrate de que también permite la aportación y la co-creación en toda la organización.

Este consejo ha sido adaptado de Cómo hacer que el lenguaje de tu organización sea más inclusivo“, de Odessa S. Hamilton et al.

***

Construye una cultura de equipo que honre el tiempo de silencio

La vida es más ruidosa y distrae más que nunca. Como directivo, ¿cómo puedes crear una cultura de equipo que realmente respete el tiempo de silencio? Empieza por hablar deliberadamente de ello. Inicia un diálogo abierto con tu equipo en el que cada miembro tenga la oportunidad de responder a las siguientes preguntas:

  • ¿De qué manera creo ruido que repercute negativamente en los demás? El mejor punto de partida es que cada uno se revise a sí mismo. Anima a la gente a preguntarse si un hábito determinado es necesario o si en realidad se trata de un impulso no examinado, un valor predeterminado que hay que restablecer.
  • ¿Qué hábitos ruidosos me molestan más? Esta no es una oportunidad para señalar con el dedo, sino para pedir a la gente que sea sincera sobre lo que más perturba su día.
  • ¿Cómo puedo ayudar a los demás a encontrar el tiempo de silencio que necesitan? Esta es una oportunidad para que todos den un paso adelante y se comprometan a cumplir las normas del grupo, comolos viernes sin correo electrónico” olos miércoles sin reuniones”.

Este consejo ha sido adaptado de “Cómo crear una cultura que respete el tiempo de silencio“, de Justin Zorn y Leigh Mary

***

Siéntete más cómodo con el fracaso

A todos nos ha pasado: Haces un propósito de año nuevo y… no se cumple. ¿Por qué? A menudo es porque no nos permitimos hacerlo mal al principio. Fallamos unas cuantas veces y luego decidimos abandonar. Pero adoptar cualquier hábito nuevo va a resultar torpe al principio. La clave para emprender algo nuevo es sentirse más cómodo con el fracaso. He aquí cómo. Empieza por inmunizarte contra las grandes decepciones probando experimentos que te permitan fracasar de formas minúsculas. Por ejemplo, si tu objetivo es escribir todos los días, empieza comprometiéndote a escribir un párrafo corto cada mañana. Si no te gusta lo que escribes, ¡no pasa nada! Es sólo un párrafo. Escribe otro mañana. A continuación, da a conocer tu objetivo a otras personas antes de que te asalten las dudas y te acobardes. Esta capa de responsabilidad te ayudará a cumplir tu objetivo, por muy mal que lo hagas la primera vez. Y por último, lleva un registro de tus esfuerzos. Con el tiempo te darás cuenta de lo lejos que has llegado. En lugar de centrarte en los pequeños e inevitables fracasos, podrás apreciar tu progreso general.

Este consejo es una adaptación de “Para crear nuevos hábitos, siéntete cómodo fracasando“, de Sabina Nawaz

Para crear nuevos hábitos, siéntete cómodo fracasando.

***

Incorpora la suerte a tu carrera

Toda historia de éxito tiene algo de suerte. Y contrariamente a la creencia popular, la serendipia no está totalmente fuera de nuestro control. Aquí tienes dos formas de incorporar la suerte a tu carrera. En primer lugar, practica activamente elnetworking serendípico”, es decir, relacionarte con otras personas para conocerlas, conocer sus puntos de vista y sus historias. Si te sientes atraído por su historia o experiencia, profundiza. Pregúntales cómo descubrieron su pasión, qué han aprendido y qué les gusta o disgusta de su trabajo o sector. Sus ideas podrían darte una nueva motivación o una visión que podría conducirte a tu próximo paso profesional. En segundo lugar, mira los grandes cambios de tu vida a través de un prisma de posibilidad, no de miedo. Sí, los cambios que parecen estar fuera de nuestro control pueden asustarnos, pero intenta verlos como oportunidades. ¿Qué puedes aprender? ¿Cómo puedes sacar provecho de la perturbación? Seguir la corriente y confiar en que, con el tiempo, surgirán nuevas oportunidades puede compensarte.

Este consejo es una adaptación de “Tu carrera necesita un poco de suerte. He aquí cómo cultivarla“, de Thomas Roulet y Ben Laker

***

Mejora la forma de reconocer a tu equipo

Mostrar reconocimiento -cuando se hace bien- tiene enormes recompensas, ya que aumenta la moral, la productividad, el rendimiento y la retención de los empleados. Para mejorar la forma de dar reconocimiento, debes centrarte tanto en el contenido del reconocimiento como en la forma y el contexto en que lo das. Para mejorar el fondo, empieza por ser específico. Describe a tu empleado lo que hizo y el impacto que tuvo en ti, en el equipo, en la organización o en tus clientes. Aunque reconocer los resultados es valioso, también es importante reconocer las acciones positivas que condujeron al resultado. Para mejorar la entrega de tu reconocimiento, ten en cuenta al empleado al que estás reconociendo. ¿Preferiría recibir las felicitaciones en público o en privado; verbalmente o mediante una tarjeta manuscrita? Adapta el método de entrega a la personalidad del empleado. Sea cual sea el método que elijas, sé oportuno. Cuanto antes entregues el reconocimiento después del comportamiento, mayor será el valor percibido.

Este consejo es una adaptación de “¿Les dices a tus empleados que les aprecias?”, de Jack Zenger y Joseph Folkman

***

No sigas tu pasión

Cuando se trata de consejos profesionales, el adagiosigue tu pasión” no es del todo útil, y puede ser engañoso. Si quieres encontrar una carrera que te interese, no pienses sólo en las cosas que te salen de forma natural, las que te encanta hacer o en las que siempre has destacado. En lugar de eso, piensa en las actividades a las que vuelves una y otra vez, a pesar de que te resulten difíciles o incluso dolorosas. Piensa en este enfoque comoseguir tus ampollas”. Probablemente no sean las actividades en las que eres el mejor (todavía), sino las que te desafían, te frustran y te atraen a la vez. Quizá sea escribir. Tal vez sea el análisis de datos. Tal vez sea gestionar personas. Sea lo que sea, si sigues tus ampollas, nunca te aburrirás y siempre estarás aprendiendo. Y con el tiempo, te ganarás los callos de un experto.

Este consejo es una adaptación de “Lo que deberías seguir en lugar de tu pasión“, por Dan Cable

***

Cómo seguir adelante tras un despido

Perder un trabajo es duro. Si te han despedido recientemente, he aquí cómo puedes seguir adelante con confianza y paciencia. En primer lugar, entiende que no es algo personal. La gente es despedida por muchas razones, la mayoría de las cuales rara vez tienen que ver con el rendimiento de los empleados individuales y están completamente fuera de tu control. No hagas de la búsqueda de empleo tu único trabajo. Para protegerte del agotamiento, decide qué parte del día dedicarás a buscar trabajo y cómo lo harás. Después, sé sincero con la gente. No tengas miedo de compartir tu historia. Te sorprenderá lo rápido que la gente se ofrece a apoyarte, lo cual es fundamental para mantenerte en el estado de ánimo adecuado, sobre todo en los primeros días tras un despido. Por último, ten paciencia. Encontrar trabajo puede llevar seis meses o más, y los plazos varían según el sector. Mantente abierto a nuevas oportunidades mientras esperas una gran oportunidad. Mientras tanto, trabajar como interino o autónomo te mantiene ocupado y te ayuda a ampliar tu red de contactos.

Este consejo es una adaptación de “Qué hacer cuando te despiden durante una recesión“, por Marisa Bryan

***

Cómo asumir tu error en DEI

A veces, tus esfuerzos por ser inclusivo y denunciar las injusticias pueden resultar contraproducentes y perjudicar accidentalmente a otras personas. Tal vez utilices un lenguaje que algunos consideran ofensivo o problemático, omitas nombrar a todos los grupos que sufren la injusticia, o cometas algún otro error que no reconoces hasta que alguien te lo señala. ¿Qué debes hacer? Empieza por asumir el error. Escucha y responde a lo que oyes, y asume la responsabilidad de lo que dijiste o hiciste -o no hiciste-. No intentes arreglarlo inmediatamente ni dar explicaciones. Reconoce tu responsabilidad, discúlpate y comprométete a hacerlo mejor en el futuro. A continuación, demuestra verdadera curiosidad por comprender mejor la naturaleza de tu error. Haz preguntas sobre las palabras que has elegido y aprovecha la oportunidad para comprender mejor otra cultura o punto de vista. Como directivo, puedes crear un diálogo regular sobre diversos temas de DEI para crear un clima de seguridad psicológica. Puedes incluso organizar AMAs o contratar a ponentes invitados para dar a los empleados la oportunidad de aprender y compartir sus propias experiencias e ideas. A lo largo de todo el proceso, predica con el ejemplo. Cuanto más activamente demuestres tu compromiso con estos temas, más te imitará tu equipo. El camino hacia la creación y el mantenimiento de una cultura inclusiva nunca estará exento de obstáculos o errores. Así que asúmelos y persiste.

Este consejo es una adaptación de “Cuando tus esfuerzos por ser inclusivo fracasan“, de Daisy Auger-Dominguez

***

Cómo equilibrar la presión sobre el rendimiento con la compasión por tu equipo

Muchos mandos intermedios se sienten desgarrados en estos momentos entre las exigencias de rendimiento por parte de la dirección y las llamadas a la compasión por parte de sus empleados. ¿Qué puedes hacer si te sientes atrapado en el medio? Para empezar, trabaja con los directivos para cambiar el diálogo en torno al rendimiento. Ayúdales a comprender las necesidades de los empleados de primera línea, aportando datos sobre cuántas personas están pasando dificultades. Al mismo tiempo, empodera a tus empleados. Recuerda que la compasión no significa que tengas que solucionarles todos sus problemas. Ayúdales a ver sus retos bajo una nueva luz, y facilita las conexiones que necesitan para construir y ampliar sus redes de apoyo. Por último, no olvides cuidar de ti mismo. Ningún directivo podrá ayudar eficazmente a sus empleados si él también está quemado.

Cuídate a ti mismo.

Este consejo es una adaptación de “Los directivos están atrapados en un dilema entre rendimiento y compasión“, de Heidi K. Gardner y Mark Mortensen

***

Estructura tu escrito en torno a una idea central

Existe un sencillo marco que puede ayudarte a perfeccionar tus escritos presentando tus argumentos de forma clara, concisa y atractiva. Se llama la regla deuna idea”. En pocas palabras, cada componente de un escrito de éxito (un discurso, un informe, una presentación o incluso un correo electrónico) debe expresar una sola idea central. Para identificar cuál es, hazte las siguientes preguntas: ¿Qué sé sobre este tema? ¿Qué me inspira este tema? ¿Qué puedo decir que resulte interesante o sorprendente para los demás? Utiliza estas preguntas para delimitar tu ángulo. A continuación, busca pruebas (hechos, anécdotas, datos) que puedan ser útiles o sorprendentes para los demás, y que apoyen el punto que quieres exponer. Toma nota también de las pruebas que rebatan tu argumento. Si eres capaz de señalar y abordar los contrapuntos antes de que el lector los descubra, reforzarás tu idea principal. Incluye sólo la información que sea relevante. Todo lo demás sólo distraerá. Si todos tus ejemplos están obviamente relacionados con el tema principal, entonces te resultará relativamente fácil dar el siguiente paso: ordenarlos en un esquema de historia con un principio, un nudo y un desenlace.

Este consejo es una adaptación de “Una forma (muy) sencilla de mejorar tu escritura“, de Mark Rennella


Eleva tus habilidades de liderazgo y negocios

Súmate a más de 52,000 líderes en 90 empresas mejorando habilidades de estrategia, gestión y negocios.