Cómo intervenir con tacto en una reunión virtual

por Melody Wilding Resumen Intervenir durante las reuniones virtuales puede ser un desafío cuando se trabaja en un equipo distribuido, pero es una habilidad que vale la pena cultivar. El autor ofrece estrategias que le ayudarán a intervenir con tacto: 1) señale su interés. 2) pruebe la estrategia de «pase el testigo», 3) busque puntos de transición naturales, 4) sea breve y 5) sea asertivo cuando sea necesario. • • • Imagínelo: está de llamada con algunos colegas y su jefe, para hablar de un proyecto en el que está muy involucrado. Aunque tiene ideas que compartir, parece que no puede entender una palabra en Edgewise. Ping-pong de diálogo entre su gerente y compañeros de trabajo hasta que termine la reunión. A pesar de sus intenciones, no parece poder intervenir cortésmente. Cierre la sesión sintiéndose derrotado y frustrado consigo mismo por no insertar sus ideas. Esto es algo común, especialmente en la era de los equipos distribuidos. Porque a pesar de todos sus beneficios, el trabajo a distancia puede plantear desafíos. Los estudios han descubierto que la comunicación virtual ha provocado que la colaboración convertirse en más silos y tienereducción de la generación de ideas. El impacto es aún más profundo para ciertos grupos. En un encuesta De más de 1.100 profesionales que trabajan, el 45 por ciento de las mujeres dijo que es difícil hablar en las reuniones virtuales y una de cada cinco dijo que se sentía ignorada o pasada por alto por sus colegas durante las videollamadas. Mi ... Read more

Cómo intervenir con tacto en una reunión virtual

por Melody Wilding

Resumen

Intervenir durante las reuniones virtuales puede ser un desafío cuando se trabaja en un equipo distribuido, pero es una habilidad que vale la pena cultivar. El autor ofrece estrategias que le ayudarán a intervenir con tacto: 1) señale su interés. 2) pruebe la estrategia de «pase el testigo», 3) busque puntos de transición naturales, 4) sea breve y 5) sea asertivo cuando sea necesario.

• • •

Imagínelo: está de llamada con algunos colegas y su jefe, para hablar de un proyecto en el que está muy involucrado. Aunque tiene ideas que compartir, parece que no puede entender una palabra en Edgewise. Ping-pong de diálogo entre su gerente y compañeros de trabajo hasta que termine la reunión. A pesar de sus intenciones, no parece poder intervenir cortésmente. Cierre la sesión sintiéndose derrotado y frustrado consigo mismo por no insertar sus ideas.

Esto es algo común, especialmente en la era de los equipos distribuidos. Porque a pesar de todos sus beneficios, el trabajo a distancia puede plantear desafíos. Los estudios han descubierto que la comunicación virtual ha provocado que la colaboración convertirse en más silos y tienereducción de la generación de ideas. El impacto es aún más profundo para ciertos grupos. En un encuesta De más de 1.100 profesionales que trabajan, el 45 por ciento de las mujeres dijo que es difícil hablar en las reuniones virtuales y una de cada cinco dijo que se sentía ignorada o pasada por alto por sus colegas durante las videollamadas.

Mi cliente, Heidi, directora de marketing de una empresa deportiva, se encontró en esta situación cuando su equipo volvió a trabajar en la oficina, mientras ella permanecía trabajando desde casa. A pesar de su profunda experiencia en la materia, Heidi se lo pensaría demasiado y se presionaba mucho para hacer una contribución de «alto valor», lo que a menudo le impidió hablar. Heidi también fue extremadamente cortés. Nunca quiso que la percibieran como agresiva o grosera. Estas tendencias, combinadas con ser remota, llevaron a Heidi a ser pasada por alto para un ascenso, porque no la veían ni escuchaban tanto como sus homólogos.

Hay muchas razones por las que querrá intervenir durante una reunión virtual. Puede ofrecer una perspectiva, proporcionar una actualización, corregir una percepción, pedir aclaraciones o intentar mantener a su equipo encaminado. Aquí hay algunas ideas que compartí con Heidi que también pueden ayudarlo a intervenir con tacto.

Señale su interés.

El profesional medio gasta más de la mitad de su jornada laboral en las reuniones, por lo que es aún más importante dominar nuevas formas de llamar la atención cuando tiene algo que compartir. Como Erica Dhawan, autora de Lenguaje corporal digital: cómo generar confianza y conexión sin importar la distancia dice, «la comunicación, específicamente a través de medios digitales, ya no es una ‘habilidad blanda’, es la nueva habilidad de poder la que definirá su éxito».

Pero puede ser un desafío hacerse notar, especialmente cuando las señales no verbales típicas en persona son limitadas. Para evitar resultar disruptivo, señale su deseo de contribuir mediante:

  • Usar la función «levantar la mano» en el software de reuniones
  • Desactivar el sonido o salir en cámara si no está en vídeo
  • Escribiendo en el chat para decir que le gustaría intervenir
  • Levante suavemente la mano física si está en vídeo

Pruebe la estrategia de «pase el testigo».

Puede evitar por completo la necesidad de interrumpir preparándose con antelación. A esto lo llamo la estrategia de «pase el testigo». La forma en que funciona es simple: antes de la videollamada, revise la agenda e informe al organizador dónde le gustaría contribuir. De esa forma, el organizador puede llamarlo (es decir, «pasarle el testigo») en el momento adecuado.

Hay dos beneficios secundarios importantes de este enfoque. En primer lugar, le hace responsable de hablar realmente, porque sabe que lo llamarán. En segundo lugar, puede proporcionarle un aire de autoridad, ya que el organizador de la reunión se lo aferra a usted por su punto de vista.

Busque puntos de transición naturales.

Hablar uno sobre el otro en una reunión virtual es a la vez común y molesto. Se sentirá una transición más fluida para usted y su público si espera a hablar entre los temas de la agenda, pero procure intervenir más rápido de lo que lo haría durante una reunión en persona. Puede usar frases como:

  • Gran punto. Antes de continuar, permítame añadir…
  • De hecho, hay algo que tengo que decir aquí…
  • Me alegro de que haya mencionado eso. Me gustaría añadir…

Si ya ha hablado o necesita ser más deferente (como cuando interrumpe a alguien que es más alto que usted), puede formular su interjección como una pregunta. Por ejemplo, «¿Le importa si salto? Tengo una idea que se basa en lo que acaba de decir», o «¿Podría aprovechar esta oportunidad para compartir algo que se relacione con su punto de vista?» Pedir permiso de esta manera no hace que parezca débil, sino que demuestra que es considerado y considerado con los demás.

Sea breve.

Una vez que tenga la palabra, sea lo más conciso posible. Comience por indicar el propósito de la interrupción (es decir, «Este es un punto de datos clave para nuestra estrategia…»). Cuando haya terminado, devuelva amablemente la conversación al facilitador de la reunión o al siguiente orador. Por ejemplo, «Gracias por permitirme intervenir. Greg, se lo pasaré ahora».

Sea asertivo cuando sea necesario.

Puede haber momentos en los que necesite retomar la conversación de un hablador excesivo. En estos casos, una estrategia a emplear es la «técnica del disco rayado», en la que se repite con calma una palabra o frase en un tono uniforme. Intente decir el nombre de la persona repetidamente («John, John, John, permítame saltar aquí») o una expresión como «ya hablo» o «tenemos que seguir adelante».

También puede intervenir y redirigir a un colega largo con preguntas puntuales como: «No estoy seguro de cómo se relaciona esto con nuestro tema. ¿Puede explicar la conexión?» o «Si tuviera que resumir su enfoque en una frase, ¿cuál sería?»

Intervenir durante las reuniones virtuales puede que no le resulte natural al principio, pero es una habilidad que vale la pena cultivar. Considere eso un 2022 estudiar en el Revista de psicología aplicadadescubrió que «los empleados que aprenden a hablar con confianza y claridad tendrán más probabilidades de ser vistos como líderes cuando trabajen en equipo. A su vez, tendrán más oportunidades de marcar una diferencia positiva en su equipo y organización, y de avanzar en su propia carrera».

Utilice estas estrategias para empezar a hablar por sí mismo con fuerza y menos vergüenza.

Te pueden interesar

Newsletter

Avanza tu carrera profesional, con el resumen semanal de las publicaciones, un libro de negocio resumido en 10 minutos y entrevistas con líderes de negocio.